Construyamos una herramienta unitaria de izquierda para luchar contra Maduro

NOTICIAS Y DOCUMENTOS - TEMAS GENERALES
Modificar el tamaño de letra:

pinta PSL y manifestante ajustadoAnte la carta abierta de Marea Socialista

Por: Partido Socialismo y Libertad

Luego de la fraudulenta elección de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), la organización Marea Socialista publicó una "Carta Abierta a la izquierda chavista y la izquierda autónoma", firmado por su Equipo Operativo Nacional, convocando a "construir un movimiento de izquierda, democrático, plural, inclusivo". Que funcione como "espacio común de reflexión, elaboración y acción".

Marea Socialista plantea que existen tres grandes campos políticos: el del gobierno, el de la MUD y el de la izquierda, que incluye tanto al "chavismo crítico" como a la izquierda autónoma y no-chavista. El PSL se considera parte de la izquierda autónoma opuesta al Psuv y a la MUD. En ese marco, saludamos la iniciativa de los compañeros de Marea Socialista.

Valoramos positivamente esta declaración y acordamos con la necesidad imperiosa de constituir un movimiento o frente unitario de izquierda independiente. De hecho, la propuesta de los compañeros tiene puntos de contacto con la búsqueda de la unidad de acción de la izquierda que el PSL ha venido procurando en el marco de la actual crisis, como el llamado "A las organizaciones de izquierda y al chavismo descontento y crítico", realizado el 19 de mayo. Allí planteábamos que "debemos llegar a acuerdos de acciones comunes independientes contra el gobierno y así disputar la dirección de este proceso a la MUD, y no regalarle el espacio de la rebelión popular". (http://laclase.info/content/basta-de-hambre-y-represion-no-a-la-constituyente-fraudulenta-fuera-maduro/

En ese sentido, el PSL está dispuesto a avanzar en la dirección de concretar un espacio de reagrupamiento y acción de la izquierda chavista y no chavista, y proponemos conformar una mesa de intercambio para buscar los puntos de encuentro y avanzar en la lucha contra el régimen totalitario de Maduro.

Aprovechamos para adelantar nuestros puntos de vista sobre cómo concebimos ese reagrupamiento; qué programa proponemos para el debate, y cuáles propuestas de acción consideramos necesario asumir. Así como también expresar nuestras diferencias y matices con la propuesta.

Partimos de un acuerdo básico: coincidimos en la necesidad de construir un movimiento político unitario de la izquierda chavista y autónoma. Por ello, consideramos muy positivo el llamado a los sectores de la izquierda que no nos reivindicamos chavistas.

Creemos que cualquier movimiento unitario de izquierda que se forme debe respetar esas diferencias, tanto en su programa, en su constitución, como en su nombre. En ese sentido no acordamos con que ese futuro movimiento se base solo en una "izquierda" que mantenga "los sueños bolivarianos" o hagan una "crítica de su propio legado", como señalan en su carta. Respetamos que participen organizaciones como Marea Socialista y otras que sigan reivindicando el "legado de Chávez", pero no que se limite a ello.

Un reagrupamiento de izquierda debe incluir a quienes como el PSL y otros sectores, no acordamos con esa visión. Para nuestra corriente la crítica a Maduro y al actual gobierno no se puede basar en que no siguen el "legado de Chávez". Consideramos que hay un debate abierto sobre un necesario balance de la política de Chávez y el llamado Socialismo del Siglo XXI. Para nosotros nunca hubo avances del proyecto de Chávez hacia el socialismo ni hacia romper con la estructura capitalista de Venezuela.

Lo anterior no significa que condicionemos la unidad de la izquierda chavista y no chavista a estar de acuerdo con nuestra posición política frente al chavismo. No obstante, para nosotros lo fundamental para avanzar es abrir un intercambio político, intentando acordar en un programa anticapitalista y socialista para un futuro movimiento unitario.

Creemos que la base de ese programa mínimo revolucionario son los 9 puntos que se acordaron en su momento con Marea Socialista, el PSL y otros sectores en la Plataforma del Pueblo en Lucha y del Chavismo Crítico, el cual incluía un Plan de Alimentación de Emergencia, salario mínimo igual a la canasta básica, la moratoria de la deuda externa, la nacionalización del 100% de la industria petrolera sin empresas mixtas ni transnacionales, la derogación de las concesiones del Arco Minero del Orinoco, entre otros puntos.

No podemos dejar de plantear que la Plataforma del Pueblo en Lucha y del Chavismo Crítico, creada en abril del 2016, fue una gran oportunidad para avanzar en la construcción de ese movimiento de izquierda unitario que hoy levanta Marea Socialista, y el cual lamentablemente no avanzó, en gran medida por responsabilidad de Marea Socialista, organización que tuvo la iniciativa de proponerlo, pero que luego se fue alejando de sus reuniones y de las actividades programadas en el seno de la Plataforma.

Esto es una gran debilidad ya que se cortó la posibilidad de presentar un polo alternativo de izquierda frente al gobierno y la MUD, en medio de la rebelión popular contra el hambre y la represión, que se fue desarrollando desde abril del presente año.

A lo anterior se suma el hecho que consideramos equivocado, de que Marea Socialista nunca ha levantado la consigna de "Fuera Maduro". Cuestión que ni siquiera se menciona en su carta.

Los compañeros denuncian correctamente el totalitarismo del gobierno de Maduro y sus avances represivos. Al punto que hablan de métodos de "guerra civil selectiva". Pero no reivindican las movilizaciones y los actos de rebeldía popular contra el gobierno. Atribuyen todo a "una falsa polarización" con la MUD. Responsabilizan a "dos cúpulas políticas irresponsables y criminales", que llevarían a un "carnaval sangriento".

El PSL considera que no se puede colocar en un mismo plano la criminal represión del gobierno de Maduro, y la defensa que ejercen los jóvenes y sectores populares que se movilizan y enfrentan a la GNB, la PNB y las bandas armadas del gobierno.

Marea Socialista se abstiene de asumir una posición clara de respaldo a los que se movilizan contra Maduro, incluyendo a los sectores populares que hasta hace poco fueron base social del chavismo, lo cual favorece en los hechos al gobierno. Política que equivocadamente también asumen otros sectores de la izquierda mundial.

El PSL lucha contra el gobierno de Maduro pero no da ningún apoyo político a la MUD. No podemos tener ninguna confianza en una dirección política patronal, que busca una salida negociada con EE.UU y la UE, y que no rompería nunca con las multinacionales y los banqueros, ni con el pago de la deuda externa. No obstante, nuestro partido llama a ser parte de las movilizaciones populares contra el gobierno, aunque muchas hayan sido convocadas originalmente por la MUD o participen en ellas simpatizantes y dirigentes de la MUD.

El que tiene la fuerza de represión es el gobierno cívico-militar de Maduro, que no solo hambrea al pueblo sino que ataca las libertades democráticas, prohibiendo elecciones y metiendo presos a alcaldes y dirigentes políticos de la oposición. Porque sean políticos patronales los destituidos, inhabilitados o detenidos, la izquierda no puede mirar para otro lado. Una cosa es repudiar los ataques a las libertades democráticas y otra apoyar a la MUD. Como tampoco significa apoyar a la MUD participar de movilizaciones masivas contra el hambre, contra el fraude constituyente y por que se vaya Maduro.

Miles y miles en los sectores populares que han roto con el chavismo, vienen saliendo a la calle en distintas partes del país. No sumarse activamente a las distintas formas de protesta que se vienen dando en el país, limita las posibilidades de postularse como una alternativa de dirección de izquierda independiente frente a la MUD. Más cuando sabemos que, en muchos casos, la MUD ha sido rebasada por las bases y por los sectores populares movilizados. Sin ninguna duda, consideramos que un movimiento de izquierda unitario solo podrá desarrollarse al calor de la lucha y disputándole en la calle a la MUD la conducción de las protestas.

En tal sentido le hacemos un llamado a los compañeros de Marea Socialista a no vacilar ante el régimen cada vez más totalitario de Maduro. Ese necesario reagrupamiento desde la izquierda debe forjarse en la lucha por terminar con el gobierno cívico-militar de Maduro, para acabar con el hambre, la represión y el fraude. Así crearemos una alternativa independiente de los trabajadores y la izquierda chavista y no chavista, frente a la MUD que quiere seguir aplicando el paquetazo de ajuste contra el pueblo.

Desde PSL proponemos a los compañeros de Marea Socialista que convoquemos en común a un primer encuentro de la izquierda chavista y no chavista, y de todos aquellos luchadores que se quieran sumar. Y así dar pasos en esta unidad tan necesaria y estratégica para luchar por una salida de los trabajadores y la izquierda ante la grave crisis que vivimos.

Dirección Nacional del Partido Socialismo y Libertad (PSL)

8 de agosto de 2017

 

Artículos relacionados

Revista Internacional

Correspondencia Internacional

flyer-charla-conlutas-venezuela

Nahuel Moreno - Biographical Outline

Traductor/Translate

Buscar en el sitio